viernes, 22 de mayo de 2015

Entrada, salida y error estándar

Muchos de los programas que hemos usado hasta ahora producen algún tipo de salida. Esta salida, a menudo es de dos tipos. Primero, tenemos los resultados del programa; es decir, los datos que el programa está diseñado para producir, y segundo, tenemos mensajes de estado y de error que nos dicen cómo va el programa. Si observamos un comando como ls, podemos ver que muestra sus resultados y sus mensajes de error en la pantalla.

Siguiendo con el tema Unix de “todo es un archivo”, programas como ls en realidad mandan sus resultados a un archivo especial llamado standard output o salida estándar (a menudo expresado como stdout) y sus mensajes de estado a otro archivo llamado standard error o error estándar (stderr). Por defecto, tanto la salida estándar como el error estándar están vinculados a la pantalla y no se guardan en un archivo en el disco.

Además muchos programas toman la entrada de una característica llamada standard input o entrada estándar (stdin) que está, por defecto, asociada al teclado.

La redirección I/O nos permite cambiar dónde va la salida y de dónde viene la entrada. Normalmente, la salida va a la pantalla y la entrada viene del teclado, pero con la redirección I/O, podemos cambiarlo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario